RESPONSABILIDAD, TEMPLANZA Y PROPORCIONALIDAD

responsabilidad_templanza_proporcionalidad

“Venera tu facultad intelectiva. Todo depende de ella para que en tu guía interior no haya nunca opinión alguna en desacuerdo con la naturaleza ni con la constitución del ser racional. Ella garantiza la ausencia de precipitación, las buenas relaciones con los seres humanos y el beneplácito de los dioses.” Marco Aurelio

 

Con el artículo 155 puesto sobre la mesa, resulta más sencillo  aventurarse a realizar cábalas sobre los posibles escenarios de su aplicación, que concretar detalles sobre la misma, ya que los partidos constitucionalistas, con el Gobierno al frente, aún se hallan en pleno proceso de negociación, sobre aspectos determinantes de su puesta en marcha. El en seno del Consejo de Ministros extraordinario de hoy sábado se elaborará un informe con las medidas que se aplicarían en Cataluña, el cual será entregado al presidente del Senado para su votación, que podría llevarse a cabo el viernes 27 de octubre. Por tanto, hasta que se produzca esa votación por parte del Senado, nada es definitivo. Desde el Gobierno se contempla un plazo de duración limitado en su aplicación, el tiempo justo para recuperar la legalidad, aunque se abre la posibilidad de efectuar un control transversal de todas las áreas del gobierno autonómico. Este es el motivo por el cual desde el Ejecutivo se han pedido informes a los ministerios, sobre cómo afectaría el 155 a la gestión de su ámbito de competencia.

El Ministerio de Educación tiene listo su informe. El propio ministro de Educación y portavoz del Gobierno, Íñigo Méndez de Vigo ha matizado que precisamente en estos momentos hay que tener la cabeza fría y aprovechar para trabajar con un instrumento muy valioso que es la Comisión del Congreso para el pacto educativo.

España cuenta, en general, con un buen sistema educativo, aunque ello no es óbice de que se puedan realizar reformas que permitan un mejor conocimiento global de nuestro país y no la vinculación atomizada según territorios. La inmensa mayoría de los profesores realiza una gran labor y por ello, no se debe generalizar para no poner en cuestionamiento su trabajo y su función transversal, frente a algunos casos concretos. Y, precisamente, para abordar situaciones concretas, existen cauces como la Alta Inspección, cuya principal función es investigar los casos concretos en los que pueda producirse una mala praxis, y cuya figura quiere reforzar y poner en valor el Gobierno.

Sin duda, el tema de la educación, resulta fundamental en el desarrollo y la construcción de las sociedades. La educación constituye el pilar esencial sobre el que se desarrollan los ciudadanos del presente y el futuro, y por extensión, el pilar fundamental sobre el que germinan todas las sociedades. Por ello, es un área extremadamente compleja que requiere especial cuidado y delicadeza.  En el contexto de Cataluña, deberá requerir un plan consensuado por parte de los partidos políticos con la colaboración imprescindible del profesorado.

Siempre he defendido que evidentemente es mucho más complejo abordar los asuntos desde la posición del partido que gobierna que desde la oposición, ya que la responsabilidad inherente al Ejecutivo, obliga a tener una dosis extra de prudencia y templanza. Por ello, el Gobierno, en todo momento, ha defendido la idea de que en la aplicación del artículo 155 prevalecería el carácter de temporalidad y eficacia para resolver el conflicto creado en Cataluña por los dirigentes de la Generalitat y de este modo que se pueda volver a la legalidad, y puedan llevarse a cabo unas elecciones en Cataluña cuando sea necesario, no cuando algunos cazadores de la oportunidad quieran.

Es importante que todos tengamos en cuenta que la aplicación del artículo 155 sería una medida coyuntural extraordinaria para solventar la situación de gravísima crisis que atraviesa Cataluña, que nos permita volver a la legalidad, y restablecer la concordia social y la convivencia pacífica, con responsabilidad, templanza y proporcionalidad.

 

Anuncios

12 DE OCTUBRE

12_de_octubre

“Sólo cabe progresar cuando se piensa en grande. Sólo es posible avanzar cuando se mira lejos.” José Ortega y Gasset.

Dijo el poeta francés Alfred V. de Vigni que “el honor consiste en hacer hermoso aquello que uno está obligado a realizar”. Los españoles vivimos ayer de una forma especialmente hermosa, intensa y emotiva las celebraciones con motivo de nuestra Fiesta Nacional, principalmente el desfile militar que recorrió el Paseo de la Castellana de Madrid, en el cual se concentraron multitud de ciudadanos orgullosos de ser españoles, orgullosos de nuestros Cuerpos y Fuerzas de Seguridad y, sobre todo, ilusionados por poder demostrar públicamente ese sentimiento de orgullo.

Fue una jornada desbordada de sentimientos y de emociones. Frente a tantas instantáneas bellas en nuestras retinas, que ya guardaremos para siempre, nos quedará también indeleble el más triste recuerdo… la muerte del joven piloto Borja Aybar, quien perdía la vida al estrellarse el avión caza que pilotaba, en Albacete, cuando regresaba de participar en el desfile. El Estado Mayor de Defensa le ha dedicado un mensaje de despedida que ha fijado en su cuenta oficial de Twitter que dice: “Descansa en Paz, compañero, gracias por ayudarnos a celebrar este día en el que has entregado tu vida. ¡No te olvidaremos!”. Yo, me uno humildemente a estas palabras, que sin duda han hecho suyas todos los españoles, enviando mis más sentidas condolencias a su familia, a sus compañeros y amigos. Descanse en Paz.

Ayer, como novedad después de un cuarto de siglo, el Cuerpo de Policía Nacional  participaba en el desfile; tras aceptar la invitación de la ministra de Defensa, Cospedal. No lo hacía desde 1985, cuando el Cuerpo Nacional de Policía se convirtió en un Cuerpo civil y no militar.  Sin duda un gran gesto que les honra y que viene a poner en valor la unión, la coordinación y la importancia de la cooperación entre los diferentes Cuerpos y Fuerzas de Seguridad que sirven a España, lejos del dislate protagonizado por los Mossos d’Esquadra con su Mayor, Trapero, al frente, las últimas semanas en Cataluña, en el marco del ilegal 1-O.

Entre los diferentes Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, el de la Guardia Civil tuvo especial protagonismo, con motivo de la festividad de su Patrona, la Virgen del Pilar. Fue, sin duda, el día perfecto para  reconocer con todo afecto a los hombres y mujeres que forman parte del Cuerpo de la Guardia Civil, por la grandísima labor que realizan cada día. Un día para agradecer con más ímpetu que nunca su encomiable trabajo, y para recordar con todo nuestro cariño y admiración a los caídos en acto de servicio, muchos de ellos, víctimas del terrorismo.

También, para no olvidar a aquellos guardias civiles que están llevando a cabo misiones en el extranjero, muy lejos de sus familias y de sus hogares, desempeñando misiones de cooperación policial, apoyo a la paz, y asistencia y ayuda humanitaria.

Hablar del Cuerpo de la Guardia Civil es hablar de la historia de España, sabiendo que cada paso que hemos recorrido, siempre hemos contado con su protección. Ser guardia civil es sinónimo de esfuerzo diario, lealtad, espíritu de sacrificio, honradez, amor al prójimo y exacto cumplimiento del deber.

La sociedades modernas han gestado mayor bienestar para sus ciudadanos, pero a la vez, un modo de vida ciertamente complejo, en el que se han suprimido fronteras y los contextos se han globalizado, se han implantado de forma vertiginosa las nuevas tecnonologías, y un enemigo común, la amenaza terrorista internacional, se ha instalado como una sombra oscura entre nosotros, con la intención de quedarse. Todo ello implica un constante esfuerzo por parte los CFSE para adaptarse a las nuevas situaciones.

Las últimas semanas, hemos sido testigos de la terrible situación que guardias civiles y policías nacionales han padecido en Cataluña, mientras cumplían con su deber de defender la unidad de España. Por eso ayer, la presencia de españoles por las calles para mostrarles apoyo y solidaridad se hizo más multitudinaria que otros años. Los españoles hemos sufrido junto a ellos con cada mal gesto, con cada golpe, con cada insulto y con cada mensaje manipulado y tendencioso que recibían por parte de los sediciosos.  Para quienes practican con odio radical la hispanofobia,  espetar la palabra “español” es un insulto, para nosotros, sin embargo, es todo un orgullo.

Para quienes amamos España, sabemos que allá donde se halle un solo guardia civil, estará presente y defendida nuestra querida patria. Honor, disciplina, espíritu de sacrificio, vocación de servicio al ciudadano y subordinación plena a la Ley y al Poder legalmente constituido, conforman los pilares básicos sobre los que se asienta el Cuerpo de la Guardia Civil.

Aún nos quedan días duros por vivir, el desafío secesionista no cejará en su empeño de fracturar España, y debemos permanecer unidos y fuertes para afrontar su amenaza. Hoy, más que nunca, necesitamos que los hombres y mujeres que integran los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, mantengan con firmeza su compromiso colectivo de servicio a la sociedad y de colaboración con las instituciones y administraciones que representan.

No me cabe ninguna duda de que así será, porque el honor rebosa el corazón de estos valientes hombres y mujeres que cada día están dispuestos a dar su vida, velando por España.

EL LEVIATÁN DE LA EQUIDISTANCIA

el_leviatan_de_la_equidistancia

Aquel día el SEÑOR castigará con su espada feroz, grande y poderosa, a Leviatán, serpiente huidiza, a Leviatán, serpiente tortuosa, y matará al dragón que vive en el mar.” Isaías 27:1

 

Algunos eruditos en las antiguas culturas hebrea o judía, así como diversos estudiosos de la Biblia, han escrito sobre la misteriosa figura del Leviatán, describiéndolo como un terrorífico monstruo marino, capaz de representar al mismísimo mal, de causar el caos y sembrar la destrucción a su paso. En lo que no han coincido exactamente, es en la descripción de su fisionomía, ya que algunos lo imaginan como un gran cocodrilo, otros como una ballena o un tiburón y otros, como una serpiente de proporciones gigantescas. Yo lo imagino como una especie de pulpo gigante con una cabeza dominante que muestra sus fauces amenazantes mientras que con los tentáculos diseminados por sus ocho patas, va  tanteando todo cuanto le rodea, a una distancia de sus fagocitantes fauces lo suficientemente cautelosa, como para no alertar del inminente peligro a sus víctimas.

Mientras visualizo la imagen de este leviatán, el “monstruo” Podemos me viene a la cabeza, como ese ente destructor que busca sembrar el caos, pues en ese desorden e inestabilidad es en el que mejor actúa para dividir y tratar de imponer su proyecto totalitario.

Su líder, Pablo Iglesias, es el encargado de medrar mostrando sus fauces dialécticas y su zurda cerrada con ira. No conforme con llamar “presos políticos” a los detenidos la semana pasada por orden judicial, durante el operativo policial llevado a cabo en Barcelona, para abortar “las estructuras de Estado” que los independentistas estaban ultimando para creación de su ansiada “República Catalana”, ahora se ha atrevido a vaticinar una brutal represión policial sobre ese conjunto de desamparados ciudadanos que solo reclaman “pacíficamente” la independencia de Cataluña.

Y frente a la feroz radicalidad del líder Iglesias… nos hallamos de bruces con la ambigüedad y la equidistancia que en Madrid, Manuela Carmena, presenta ante las situaciones críticas que éticamente no permiten manifestaciones engañifas de medio pelo. Así, ante el desafío secesionista,  la máxima representante en el Ayuntamiento de Madrid del partido político que lo gobierna, vuelve a situarse en la ambigüedad de la que en tantas ocasiones ha hecho gala, evitando manifestaciones expresas sobre la elección entre la defensa de España y la Constitución o, por el contrario, quienes quieren saltarse la legalidad.

Pero hay cuestiones de tan crucial importancia que no admiten dobleces ni equidistancias, y aunque el verbo no sea claro, los hechos delatan los pensamientos y las intenciones.

Y es que desde Ahora Madrid, la marca blanca de Podemos que en la capital lidera Carmena, se había cedido un local municipal en El Matadero para la celebración el día 17 de septiembre de un  acto a favor del referéndum declarado ilegal por el Tribunal Constitucional; acto que finalmente no pudo llevarse a cabo al ser suspendido por el  titular del Juzgado número 3 de lo Contencioso-Administrativo de Madrid.

Asimismo, la pasada semana, mientras en Barcelona las huestes secesionistas rodeaban la Consejería de Economía y Hacienda, para amenazar a la Guardia Civil que registraba el  edificio cumpliendo la oportuna orden judicial, Ahora Madrid y Unidos Podemos respaldaban una manifestación ilegal organizada por “Madrileños por el derecho a decidir” y trataban de llegar a la Puerta del Sol.

Por si alguien albergaba aún género de duda sobre el sectarismo que rezuma Podemos, pudo borrarla de un plumazo al comprobar cómo los veinte ediles de Ahora Madrid, incluida la propia Carmena, votaron durante el pleno celebrado el pasado miércoles  en contra de apoyar a los alcaldes y concejales atacados por defender la Constitución en Cataluña. La portavoz Rita Maestre, se permitió la licencia de apostillar con natural frescura y sin vergüenza, que en su grupo son “orgullosamente equidistantes” y se mostró a favor de la celebración de un referéndum pactado en el que los catalanes puedan decidir sobre su independencia.

De nuevo aparece la pretendida equidistancia que Ahora Madrid o Podemos pretenden colar a los ciudadanos y de la que según Maestre, se sienten muy orgullosos. Nada más lejos de la realidad, los hechos hablan por sí mismos. Y mientras los tentáculos del Leviatán simulan una ambigüedad impostada, las fauces de su líder Iglesias, están preparándose para sacar partido de su pretendida España inestable, aturdida y desmembrada.